Cronista de sucesos

Un monólogo de hora y cuarto recorre toda una vida de este sorprendente periodista: un investigador que despliega cerca de treinta personajes salidos de la crónica negra, a quienes el narrador ha conocido gracias a su oficio y sus aficiones. En cada uno de los 7 ‘casos’ que va desvelando hay noticia sobre un hecho delicitivo, o un accidente desgraciado, o una situación chocante; engarzados con un rosario de ‘crímenes ejemplares’, tan breves como disparatados.

El balance se resume en una sesión plena de intriga, ironía, rareza y finales impensables; visibles gracias a la fuerza de las palabras y a la potencia interpretativa. El conjunto invita a recrear un paseo por callejuelas a medio iluminar o por deslumbrantes hoteles a plena luz del día; con un saxo lastimero al fondo, que hace presagiar una victima o un culpable, que quizás sean quien menos se espera. Casi siempre agazapados en historias donde lo inquietante o lo humorístico hacen temblar o sonreír.

Pero más allá de esas historias intrigantes que duermen en los archivos de la Policía, los Juzgados, los periódicos, la literatura o el olvido, la obra desgrana a la vez las peripecias de un oficio tan antiguo (desde cuando Caín mató a Abel) y tan atractivo como es el de redactor de Sucesos; quien cada día suele transitar entra la vida y la muerte, la tragedia ridícula y la comedia sublime, la nada y el todo.

¡No te cortes!

Puedes solicitar un presupuesto, consultar disponibilidad o cualquier otra duda.
Por mail o por teléfono (+34) 649 94 56 59.